.. Y casualmente deliciosos¡¡¡
Esta es una de esas casualidades que surgen en la cocina que están de nota. Cuantas recetas famosas y  maravillosas han surgido de la casualidad ? Esta desde luego no será famosa pero desde luego está espectacular .

Hice una quiché-fit  de espinacas y tomate ( podéis ver la receta aquí ) y me sobró masa. Como ya tenía el horno encendido pensé en hacer una base  prehorneada para una pizza futura , que a pesar de que en esta ocasión no llegó , también es una opción
La estiré finita y la prehornee a 200 grados 15 minutos y así me ha quedado .
thumb_DSC_0711_1024
Y como no pude resistirme la probé y que buena  y crujiente estaba . Así que la  partí y la espolvoreé con sésamo y ya tenía unos deliciosos crakers  que me tomé con queso cotagge .

Como opción se me ocurre espolvorear con sésamo y escamas de sal antes de hornear , pasar suavemente el rodillo por encima para que queden incrustados y al horno. Incluso podemos echarle imaginación y especiarlas al gusto .
Os imagináis lo buenas que estarían si le ponemos un toque de curry ?
Sea como sea yo los veo como una gran opción para un  snac y aperitivo saludable para dipear y como tostadas para tomar con paté y para acompañar una tabla de quesos¡¡¡

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.