Cookies de avena cardamomo y naranja para hacer con tus peques.

Estas cookies con avena, especiadas con cardamomo y naranja son ideales para hacer con tus peques un día de lluvia, pues los entretendrán un buen rato.

Es también una buena manera de introducir la avena en su dieta y si se implican en el proceso siempre se las comerán con más ganas.

Cómo en todas las recetas que hago para ellos, reducimos el azúcar todo lo que podemos, usamos ingredientes de la mejor calidad y desde luego, siempre es mejor lo hecho en casa que cualquier otra galleta que industrial que compremos.

Las cookies son unas galletas muy facilitas de hacer, y por lo general a ellos les encantan, y estas os aseguro que no les decepcionaran.

Os cuento como las hicimos

Ingredientes.

  • 70 grs de mantequilla a temperatura ambiente.
  • 40 grs de manteca de frutos secos( podéis usar sólo mantequilla)
  • 60 grs de azúcar blanco
  • 60 grs de azúcar moreno
  • 125 grs de harina de espelta.
  • 90 grs de copos de avena
  • 1 huevo a temperatura ambiente.
  • un pellizco de sal
  • 1/2  cucharadita (TSP)de bicarbonato
  • Estracto de vainilla
  • 1 tsp de polvo de naranja
  • 1 tsp de cardamomo en polvo
  • 100 grs de chips de chocolate negro.

El paso a paso .

  1. pesamos y medimos los ingredientes
  2. Tamizar la harina con la  sal, bicarbonato y las especias y reservamos .
  3. Encendemos horno a 180 ºC.
  4. Batir la  mantequilla y la crema de frutos secos con  los azúcares  durante 3 minutos.
  5. Añadir el huevo.
  6. A continuación  el extracto de vainilla.
  7. Incorporar la harina poco a poco y los copos de avena.
  8. Cuando la harina está integrada y tengo una masa lisa y ligada añado los chips de chocolate y amaso un poco hasta que estén integradas.
  9. En este punto podemos meter la masa en la nevera y formar las galletas en otro momento o seguir. yo suelo hacer las masas un día y al siguiente las galletas, y con ello reparto el trabajo en varios días.
  10. Formar las galletas :Cogemos masa con una cuchara de helado( para que nos salgan iguales) formamos bolitas y  y las vamos colocando en bandejas aplastándolas un poco.

  1. No las colocamos  muy juntas pues crecen
  2. Las horneamos unos  15 minutos, hasta que estén doradas. Aquí depende un poco de cada horno, pero al quitarlas están blanditas. Es normal, luego al enfriar ya se ponen mas duras.
  3. Las sacamos para una rejilla y las dejamos enfriar.

 

Cómo siempre, guardamos una pocas en una cajita y el resto las congelamos, y las vamos sacando poco a poco.

En general, aquí las cookies hay que racionarlas pues se las  comerían a todas horas. Os pasa lo mismo?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *