Recetas de helados de vainilla son de las que más tenemos, ya que es el más básico y el que a todos o casi todos les gusta. Cómo todas las cosas en cocina, incluso las más sencillas y esenciales, hacer un helado tiene sus pequeños trucos, y yo aquí os contaré el secreto de un helado de vainilla clásico y sencillo.

Los Ingredientes

Para hacer este helado yo he utilizado huevos caseros y leche entera pasteurizada. Una leche maravillosa, ecológica y que me traen a casa todos los viernes. La miel es también una miel casera, de la zona y pura con un sabor espectacular. Y la vainilla, algo fundamental para este helado, es que sea en vaina, y de la mejor  calidad que tengamos. Podemos usar esencias, pastas, que las hay muy buenas, pero os recomiendo usar la vainilla en vaina y una de las buenas. Si si, nos va a salir el helado caro, pero la diferencia en el sabor lo compensará.

Para decorar he utilizado manteca de frutos secos casera y pepitas de chocolate negro.

La máquina

Y finalmente, lo determinante a la hora de hacer un buen helado, es la máquina heladora que vayamos a utilizar. ¿Podemos hacer helado sin heladora? Desde luego que si podemos. ¿El resultado será igual? No, no lo será, pues no podremos aportar aire ni mantecarlo de la misma manera y no nos va a quedar la misma textura. Hoy en el mercado tenemos un sinfín de posibilidades y ofertas. Por supuesto hay una gran diferencia en los resultados usando una u otra, pero cómo no podría ser de otra manera, también la diferencia de precios puede llegar a ser considerable. Mi consejo: si os lo podéis permitir, compraros una heladora buena. Pero si no, tenemos un montón de opciones muy buenas con unos precios más accesibles en el mercado que nos ofrecen buenos resultados.

La elaboración

Y en el proceso de elaboración, la base de un helado perfecto es hacer la crema al baño maría. Si, sí, lleva bastante más tiempo que poner toda la mezcla al fuego, pero después de unos ingredientes de la mejor calidad, de invertir en una heladora maravillosa, ¿vamos a arriesgarnos a un resultado que no sea el perfecto por unos minutos más o menos?. La crema es la base de nuestro helado, y si la crema es buena, el helado será  mejor. Y yo en esto soy cómo en las croquetas. Clásicas y artesanas.

Os cuento paso a paso cómo hacerlo.

Ingredientes ( para 6 raciones)

  • 1/2 litro de leche entera
  • 100 g de azúcar en polvo (si os gusta muy dulce añadir 50g)
  • 30 g de miel o azúcar invertido
  • 5 yemas de huevo
  • 100 g de nata liquida o leche evaporada
  • 1 vaina de vainilla de madagascar
  • 1 trozo de piel de limón
  • una pizca de sal
  • manteca de frutos secos para decorar

Elaboración paso a paso

Infusionar la leche con la vainilla y el limón a fuego suave durante una media hora y reservamos hasta que se enfríe. Aparte, en un bol que podamos utilizar al baño maría, mezclamos el azúcar, la miel y las yemas de huevo. Cuando la leche que hemos infusionado con la vainilla está fría, la colamos encima de la mezcla de las yemas con la nata y la sal y mezclamos todo. Lo poneos al baño maría y sin dejar de remover esperamos hasta que se espese y adquiera la consistencia buscada. La apartamos del fuego y dejamos enfriar un poco para poder mantecar y seguimos las indicaciones de nuestra heladora.

Cuando está listo lo pasamos a un recipiente hermético y lo guardamos en el congelador un par de horas mínimo antes de servirlo.

Y lo decoramos al gusto; en mi caso con manteca de frutos secos casera(receta aquí) pero podemos poner pepitas de chocolate o crema de chocolate o simplemente nada, y estará igual delicioso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.